Gritos de agonía

Un grupo de jovencitas que estudian en un colegio de monjas deben ir con la madre superiora a una antigua mansión para hacer un listado de los objetos y obras de arte. Mientras hacen el inventario Elizabeth, una de las chicas descubre una habitación en la cual hay el cuadro de una chica que se parece mucho a ella, sin darse cuenta encuentra también el diario de la chica en el que descubre que murió intentando escapar de su marido con el que se casó sin quererlo. Tras descubrir el diario las chicas iran muriendo una a una ante la ciega mirada de la monja que no cree nada de lo que le cuenta Elizabeth.